7 maneras de tener una mañana maravillosa

Puedes maximizar tu productividad si le sacas el mayor provecho a las primeras horas del día.
Empezar el día de forma correcta no sólo significa empezar el día con el pie derecho pero te ayudará a prevenir esas terribles crisis al final del día donde todo se junta y algo explota.
Tú puedes utilizar las primeras horas de la mañana de forma eficiente siguiendo estos sencillos pasos:

1. Llega a tiempo

Mientras algunos ejecutivos y gerentes no tienen estricta agenda para reportarse a trabajar a una hora cada día, serías mucho más efectivo si llegas todos los días a la oficina a tiempo o hasta un poco antes. No sólo estás dando un buen ejemplo a tu gente, sino que esas primeras horas son más tranquilas y con menos distracciones.

2. Ponte al día con tu gente

Una junta matutina de 10 minutos con las personas clave de tu organización es una excelente manera de iniciar el día transmitiendo motivación para un mejor rendimiento. Discutir el plan de acción diario desde el inicio del día le dará a tu gente razón para llegar a tiempo y estar enfocados en sus responsabilidades. Trata de incorporar un poco de humor a tus juntas y recuerda que el mejor motivador para le gente es ser positivo en vez de negativo.

3. Ataca primero lo que es importante

¿Hay alguna llamada o un correo que estás atrasando desde hace tiempo? La mañana es el momento de hacerlo. Ataca lo que es más importante en tu lista de pendientes para que liberes tu mente y puedas crear un momentum que te lleve tranquilamente por el resto del día. Guarda las tareas menos importantes para el final del día para que puedas mantenerte enfocado en lo más importante.

4. Ten presencia

Pon lo mejor de ti para estar siempre presente durante interacciones con empleados, clientes, proveedores y otros. Es fácil distraernos de las cosas importantes, pero darle a tus empleados tu atención completa durante conversaciones y reuniones asegura que realmente estás poniendo atención a lo que dicen. Ignora tu computadora, guarda tu celular y simplemente escucha, aunque sea por 5 minutos.
Darle a tus empleados la atención y respeto que merecen los motivará a regresar a ti con mejores ideas.

5. Ponte al día con las noticias

Tómate unos minutos para investigar lo que está sucediendo en tu industria, con tus competidores y tu comunidad. Puedes hacerlo desde casa mientras tomas el desayuno o cuando llegues a la oficina.
Incrementa tu productividad programando alertas en línea con los temas que más te interesen.

6. Planea una pausa a medio día

Ya sea una caminata rápida alrededor de la oficina, una taza de café en el cuarto de descanso o una llamada de teléfono afuera del edificio, tomar una pausa al medio día te dará un punto de vista fresco de tu situación actual, lo que te llevará a revelaciones y nuevas ideas. Motiva a tus empleados a acompañarte mientras tomas una pausa para hablar de pendientes o rebotar ideas.

7. Crea una lista de ‘Cosas que NO hacer’

¿Conoces las distracciones que deberías evitar? ¿Son esas que te chupan la energía y tiempo de tu día?
Para evitar distraerte o perder el foco de algún tema en especial, prepara una lista con los distractores más fuertes y déjala en tu escritorio a la vista. De la mano con tu lista de ‘Cosas que hacer’, tendrás el doble de concentración y podrás priorizar mejor tus tareas.

Texto original en INC.com